Ford Mustang Boss 429 1969 Black Jade, un clásico de clásicos será subastado, previo al evento de Pebble Beach

Ford Mustang Boss 429 1969 Black Jade, un clásico de clásicos será subastado, previo al evento de Pebble Beach

Publicidad

El Ford Mustang Boss 429 es uno de los modelos más legendarios (y anhelados) en la historia de los muscle cars americanos. La máquina de 429 pulgadas cúbicas y 7 litros fue modificada con la incorporación de una cámara de combustión HEMI, lo que la convierte en una las máquinas más exóticas que podrás encontrar.

En aquel año, la idea de los directivos de Ford era clara: Crear un Mustang competitivo para las competencias SCCA Trans-Am y qué mejor forma de hacerlo que homologando su nuevo motor de NASCAR 429 ¿de qué forma? Montándolo en el Mustang. Fue así como inició la vida de un legendario pony car de alto desempeño, el Mustang Boss 429.

En un principio, este modelo estuvo disponible en tres configuraciones de motor y dos estilos de carrocería. En la actualidad este ejemplar continúa siendo una codiciada joya entre los entusiastas y coleccionistas del mítico muscle car americano.

Ford Mustang Boss 429 1969 tenía la misión de ser una fiera en el asfalto

Mientras que el Mustang Boss 302 fue concebido para ser un auto de carreras con un estupendo balance para su uso en carretera, el Boss 429 con 375 caballos de fuerza tenía una misión diferente: la aceleración sin ningún tipo de control. Aunque exteriormente era similar al 302, el Boss 429 escondía una máquina que hacía temblar a los puristas amantes de los motores de baja cilindrada.

1969 Ford Mustang Boss 429 Black Jade Static 3 1024x768

Obviamente que para poder competir en este serial, el Ford Mustang Boss 429 debía cumplir con los requisitos de la homologación, por lo que un determinado número de autos debían ser fabricados para su venta al público.

Sin embargo, meter el motor NASCAR 429 bajo el cofre del Stang no fue sencillo. Por esta razón, Ford contrató los servicios de la empresa Kar Kraft, quienes tuvieron que realizar diversas modificaciones en la suspensión delantera, al tiempo que el acumulador fue reubicado en la cajuela para proporcionar espacio adicional.

“Boss Nine” un auténtico devorador del asfalto

También fue necesario incluir diversos refuerzos en el chasis y una barra estabilizadora trasera específica. El “Boss Nine”, como es conocido este muscle car, era un auténtico devorador de asfalto cuando demostraba su poder en una recta.

En el cuarto de milla, el Ford Mustang Boss 429 1969 lograba un tiempo menor a los 12 segundos. Esa potencia, aunada a un aspecto cautivador fueron elementos determinantes para que este Stang sea considerado una leyenda en el ámbito de los muscle cars.

El modelo de las fotos en particular, nunca ha sido restaurado, recibió una singular máquina 820-S con tapas de válvulas de magnesio, válvulas hidráulicas, barras de conexión específicas con tornillos de media pulgada.

Este auto será vendido en la Subasta Mecum, que se celebrará desde hoy y hasta el sábado, en California, previo al Pebble Beach Concours d'Elegance que se llevará a cabo el próximo domingo 21. Se espera obtener de él una cifra ubicada entre los 500 y los 550 mil dólares.

En Motorpasión México | Ford Mustang “Ole Yeller” se convirtió en el auto de los 5 millones y medio de pesos

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Inicio