Ford Escape y Mitsubishi Outlander Sport reprueban el crash test de IIHS

Ford Escape y Mitsubishi Outlander Sport reprueban el crash test de IIHS

Publicidad

El IIHS (Insurance Instiute for Highway Safety), organismo de seguridad de Estados Unidos, equivalente a Latin NCAP, pero que cuenta con pruebas mucho más exigentes que sus homólogos de Latinoamérica e incluso de Europa llevó a cabo unas pruebas de choque en 7 SUV compactos y medianos que se venden en el vecino país del norte: GMC Terrain, Chevrolet Equinox, BMW X1, Jeep Compass, Mitsuishi Outlander, Mitsubishi Outlander Sport y Ford Escape.

Jeep Compass, GMC Terrain, Chevrolet Equinox, BMW X1 y Mitsubishi Outlander recibieron una calificación de “Bueno” (“Good”), la máxima que se puede obtener en esta prueba. De este grupo, X1 y Outlander fueron las que obtuvieron el mejor resultado. Los vehículos restantes se llevaron la misma calificación, aunque la parte inferior de las piernas y pies obtuvieron la calificación “Aceptable”.

Sin embargo, la peor parte se la llevaron Mitsubishi Outlander Sport y Ford Escape que obtuvieron una calificación “Pobre” (“Poor”). En el caso del segundo vehículo la calificación pobre ocurrió debido a que en la prueba de choque el pilar A se dobló, con una intrusión de 25 centímetros en el habitáculo.

La prueba de choque deja en claro que el chasis del Ford Escape sólo fue reforzado de un lado

Small Overlap Kuga 2 750x

De igual forma, el refuerzo inferior de la puerta se dobló 10 centímetros hacia el interior del habitáculo. IIHS afirma que en este caso el espacio vital del ocupante se ve comprometido.

El organismo de seguridad afirma que en caso de un accidente el ocupante habría sufrido lesiones de cadera. El airbag de cortina tampoco se desplegó. Por el contrario, el lado del conductor obtuvo una calificación de “aceptable”.

Airbag

Con el resultado anterior queda claro que el chasis del Ford Escape no fue reforzado de la misma forma en ambos lados, sólo del lado que era puesto a prueba anteriormente.

Por su parte, el Mitsubishi Outlander Sport se llevó una calificación de “Marginal”, por encima del Ford Escape. En este caso, tampoco se desplegó el airbag de cortina, en tanto que la puerta casi se desprende, al tiempo que la cabeza de dummy se impacta contra el pilar A que se deforma visiblemente.

El comentario final de IIHS no podía ser más fúnebre: “No era algo que esperábamos ver tras tantos años de pruebas”.

En Motorpasión México | Según el IIHS, la gran mayoría de las pick-ups son tan ciegas como un topo en la noche

Temas
Publicidad
Publicidad
Inicio